fbpx

COVID-19 Entre todos mejor

Los hospitales públicos, clínicas y sanatorios privados y las redes asistenciales son quienes tienen el mayor protagonismo y la mayor responsabilidad en el desarrollo de la lucha contra la pandemia y en el cuidado y atención de nuestros beneficiarios.
En este sentido, esta Superintendencia viene desarrollando desde la pre pandemia un programa de distribución de recursos hacia las obras sociales sin precedentes, tanto del Sistema Único de Reintegros (SUR) como del Fondo de Emergencia y Asistencia, con el objetivo de asegurar, mantener y mejorar la cadena de pagos a los prestadores de salud y poder afrontar de modo eficaz y oportuno la situación generada por la pandemia de COVID-19.
No obstante, en diversas reuniones mantenidas con clínicas y sanatorios de todo el país, el reclamo por falta, plazos prolongados y/o demoras en los pagos de las prestaciones, es
recurrente.
Por ello, y considerando que nuestras clínicas y sanatorios son parte esencial de la cadena de valor del sistema, instamos a todos los financiadores a considerar especialmente la situación y mejorar las condiciones de financiamiento a este sector.
Es obligación de esta Superintendencia velar por los derechos de los beneficiarios del sistema de obras sociales y los afiliados de las empresas de medicina prepaga, únicos destinatarios de nuestras acciones, para ello debemos contar con todos los recursos disponibles de manera accesible y oportuna.
No dudamos de la solidaridad y buena predisposición del sistema para acompañar a nuestros prestadores.

Para acceder al texto original hacer clic aquí.

Adecra